En Soliradio.com producimos podcasts y contenidos digitales, que distribuimos a través de nuestras redes sociales y nuestros canales en YouTube y Spotify. Llegamos a más de 350 mil personas, una amplia comunidad digital en la Comarca Lagunera de la que forman parte más de 60 mil tomadores de decisiones.
telegramtik tokinstagram logo

Buscar

telegramtik tokinstagram logo
campaña aceveone
campaña aceveone

El periodismo musical y los filtros de esas listas

periodismo musical

Una de las principales labores de los medios especializados en música es mostrar artistas que hayan “aprobado su filtro de calidad”. De alguna forma, su objetivo es ahorrarnos la chamba como consumidores de pasar horas buscando entre la paja musical, y en su lugar recomendarnos algo que, de acuerdo a su criterio, es un proyecto que vale la pena dedicarle tiempo de escucha.

Otro de los contenidos que ya están en peligro de extinción, pero que de vez en cuando aún podemos encontrar, están las reseñas de álbumes; aunque en la actualidad la gran mayoría son reseñas de sencillos. En teoría, se desmenuza la técnica y la lírica, se analiza la ejecución e interpretación y se describen los sentimientos que emana cada canción. La idea es que con esta descripción, que a veces viene acompañada de opinión, uno decida si se avienta a gastar valiosos minutos de su tiempo a escuchar el material.

Y algo que aún se atreven a realizar, sobre todo los más prestigiosos y conocidos medios especializados en música, son los listados de top 5, 10… 50 de algo. “Los 50 raperos más esenciales en español, de ayer y de hoy” de Billboard, por ejemplo. 

Entonces, con base en lo anterior, podemos definir que algunas de las actividades principales del periodismo musical son identificar, posicionar y calificar la música con el fin de mostrarle opciones de calidad y fuera de sesgo a la audiencia; de alguna manera facilitarle al público la decisión de qué es lo que sería bueno escuchar.

Sin embargo, ¿realmente tomamos en cuenta a los medios musicales para decidir esto?, sobre todo en esta época donde la música está al alcance de todos y donde los artistas cada vez necesitan menos a las disqueras y a los medios de comunicación para acercarse a su audiencia.

La realidad es que muchos medios actuales funcionan más como agencia de relaciones públicas olvidando el rigor periodístico de hacer una recomendación de forma imparcial.

Lo más preocupante, a mi parecer, es que aún sigan existiendo estos rankings o listas donde posicionan a “los mejores” de acuerdo al criterio de unos cuantos. Sé que es muy importante el reconocimiento al trabajo de los artistas, sobre todo cuando vienen de instituciones prestigiosas o populares, pero no dejan de ser selecciones subjetivas que muchas de las veces están a cargo de personas con desconocimiento del tema o que se dejan llevar por sus gustos personales.

Citando al periodista Alejandro González: “La labor del periodista musical es inmensa, que no debería abaratarse atendiendo a quienes creen que con escribir sobre los músicos que les gustan es suficiente”. 

Hace años los medios especializados en música eran muy relevantes para las audiencias y para el empuje de los artistas. Y es verdad, aún sobreviven nombres de prestigio que siguen siendo muy importantes, pero actualmente el “periodismo musical” se ha convertido en una actividad que realmente cualquiera hace y en la que muy pocos están capacitados. 

Entonces, ¿qué tan en serio podemos tomar las recomendaciones o rankings de los medios actuales? Claro, ya será decisión de cada uno de nosotros como consumidores. 

Y personalmente sigo sin entender, ¿por qué en esa lista no incluyeron a Kase.O?

Somos parte de una comunidad de medios laguneros

Somos parte de una comunidad de medios laguneros