En Soliradio.com producimos podcasts y contenidos digitales, que distribuimos a través de nuestras redes sociales y nuestros canales en YouTube y Spotify. Llegamos a más de 350 mil personas, una amplia comunidad digital en la Comarca Lagunera de la que forman parte más de 60 mil tomadores de decisiones.
telegramtik tokinstagram logo

Buscar

telegramtik tokinstagram logo
campaña aceveone
campaña aceveone

Inicia la educación ambiental

educacion ambiental

¿Cómo despertamos en la infancia la conciencia ecológica y el amor y respeto a nuestros recursos naturales? ¿Cómo logramos ese cambio? 

Desde los tres años de edad se puede desarrollar en los niños una cultura ambiental como estilo de vida dentro del núcleo familiar y su comunidad. 

La industrialización y la tecnología nos han llevado a estilos de vida que consumen recursos naturales sin restricciones porque no nos imaginamos la desaparición de alguno de ellos. Generamos deshechos que contaminan el agua, la tierra y el aire; con esto causamos cambios climatológicos y enfermedades diversas. ¿Cómo hacemos para que la mente infantil dimensione este escenario tan extenso?

Desde la inmediato. Comenzamos aprendiendo a cuidar y respetar su primer ambiente: pueden regar su jardín, quitar hojas secas, llevar desechos orgánicos a una composta; son tan observadores que pueden ver detalles más allá de lo estropeado o lastimado por el ser humano. 

Así pues, se debe orientar a los niños para participar en investigaciones sobre el medio ambiente. A través de su curiosidad y tenacidad pueden descubrir nuevas formas de aprender. 

Se puede salvar a nuestro planeta si educamos a los niños desde edad temprana. Así tendrían de forma espontánea una educación ambiental y conciencia sobre los recursos naturales del país. Pronto generarán sentimientos de conexión y amor con la naturaleza, queriendo, por voluntad propia, respetar todo lo que forma su entorno. 

¿Y cómo iniciamos esa formación? Una buena idea es a través de cuentos ilustrados. El niño se interesa observando, por ejemplo, dibujos caricaturizados del planeta enfermo, con la capa de ozono dañada; esto acompañado de historias que concentren más las causas y consecuencias de dicha destrucción y la urgencia del cuidado ambiental. También podemos contarlas en forma de obra de teatro, realizando movimientos y voces que cautiven a los pequeños y que incluso los inviten a participar en la representación. 

De ahí sus sentimientos saldrán a relucir. Serán reales y les gustará empezar a trabajar en actividades que conlleven el conocimiento de recursos naturales como la importancia de cuidarlos. 

Es importantísimo ir observando acciones de cada estudiante con el fin de registrar sus actos hacia la naturaleza. Para ello se moverá la estrategia de diseñar un proyecto que lo involucre en el proceso de comprender el quehacer diario, manteniéndolo alerta sobre el cuidado inmediato de los recursos naturales que originan su bienestar. Así, también, la niña o el niño, sin ser su propósito, se introducen poco a poco en el quehacer investigativo y viven el aprendizaje directo de lo que está pasando con los recursos naturales de su entorno y lo que ha hecho la humanidad para destruirlos y cuidarlos. 

En la escuela, otra actividad temprana es mantener al infante en contacto con la naturaleza a su disposición. Qué tal si se forma un club infantil protector y rescatador de la naturaleza; eligen el nombre del escuadrón, dan a conocer sus objetivos y acciones, crean actividades que expongan problemas y presenten soluciones. 

Todas estas actividades pueden ir evolucionando en complejidad y compromiso de acuerdo a la etapa que el niño está viviendo, al grado de ser él o ella misma quien brinde a la sociedad el fomento a la comprensión del cuidado del medio ambiente.

Somos parte de una comunidad de medios laguneros

Somos parte de una comunidad de medios laguneros